top of page
VR Goggles
  • Instagram
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Writer's pictureGDS Radio

Astronauta suizo: "El dinero de los viajes espaciales es una inversión"


Marco Sieber, de Kirchberg, cantón de Berna, es médico y el segundo suizo que consigue entrar en el prestigioso programa de formación de la ESA. Es probable que los cinco aspirantes a astronauta de su curso (dos de ellos mujeres) vuelen -aunque no juntos- a la Estación Espacial Internacional (ISS) en los próximos años.

SWI swissinfo.ch: ¿Cómo ha ido el primer mes de entrenamiento? ¿Has vivido ya alguna anécdota?

Marco Sieber: Hasta ahora ha sido muy emocionante. La formación ya ha comenzado. Y hemos tenido muchas clases y actividades deportivas interesantes. Pero todavía no hay ninguna anécdota.

De 22.500 aspirantes fueron seleccionadas cinco personas para las prácticas. ¿Cómo preparaste la solicitud?

Lo más importante fue la propia carta de solicitud, tenía que ser perfecta. Pasé mucho tiempo escribiendo el CV. También pedí ayuda a la gente para leerlo.

Luego vino el primer paso: las pruebas por ordenador. Se podía practicar con un programa informático, cosa que trabajé mucho, por supuesto.

Y para las entrevistas y la evaluación psicológica, nos reuníamos con otros candidatos en grupos, practicábamos y simulábamos. Hubo mucha preparación detrás.



Los astronautas tienen que mantener la calma incluso en situaciones de estrés. Como médico, ¿estás especialmente preparado para ello?

Sin duda he vivido momentos estresantes en mi vida, en los que había que tomar decisiones acertadas bajo presión. Y eso es algo muy importante que también se me presenta ahora.

Por otra parte, tenemos un gran apoyo de Suiza, de la Oficina Espacial Suiza y de la Secretaría de Estado de Educación e Investigación.

Y recibimos también un buen apoyo de la ESA a nivel interno, de todas partes. Creo que eso facilita las cosas.

Practicas paracaidismo, buceo y pilotaje de aviones. ¿Te sientes cómodo en todos los elementos?

Siempre depende de la preparación. Si me meten en una situación sin preparación, puede ocurrir que no me sienta tan cómodo.

Pero si abordas las cosas de forma sistemática y te entrenas bien para ellas, al final puedes sentirte cómodo en todo tipo de situaciones.

¿Estás predestinado a ser astronauta?

Eso es lo que decidió la ESA, y estoy muy contento de que me eligieran. Y espero que esa decisión haya sido la correcta. Y desde luego haré todo lo que esté en mi mano para estar a la altura.

En las películas, a menudo se ve a los astronautas en una centrifugadora, donde están sometidos a un gran esfuerzo físico. ¿Hay algo así en Colonia?

No, no creo que tengamos aquí la centrifugadora que se suele ver en las películas. Sí que tenemos ciertos entrenamientos de carácter físico. Probablemente para ver la centrifugadora habría que ir a Estados Unidos.

¿Pasarías esa prueba?

Mucha gente la ha pasado antes que yo. Creo que también es algo que se puede entrenar un poco. Cómo reaccionará uno al final, no puedo decirlo. Pero espero que sea factible.

Se invierten miles de millones en la exploración espacial. Mucha gente no lo entiende. ¿Cómo lo justificas?

Siempre que se invierte mucho dinero, por supuesto, hay críticas. Y es bueno que la gente no pueda decidir por encima de los demás.

Pero creo que el dinero que se gasta en el espacio no se gasta, sino que se invierte. Por cada euro invertido en el espacio en Europa, vuelven entre dos y tres euros. En forma de contratos para la industria, empleos, nuevas tecnologías, etc.

El ser humano también está hecho para explorar su entorno. Hemos explorado los Polos Norte y Sur y los océanos y las montañas más altas de la Tierra. Y creo que el siguiente es el espacio. Ahí hay muchos interrogantes que siguen abiertos.

¿Cuál es tu sueño en el espacio? ¿A dónde te gustaría ir?

Para nuestra clase, sin duda lo primero es ir a la ISS. El objetivo es que todo el mundo vuele allí en algún momento. Y ese es, por supuesto, uno de mis sueños.

Pero aún no está claro, todavía pueden pasar muchas cosas. Pero ese sería el primer objetivo. Y creo que, dependiendo de eso, bien podría ser que uno u otro de nosotros pudiéramos volar a la Luna. Eso sería maravilloso, por supuesto.

¿Cómo ves tu papel en la tripulación?

Hasta ahora tenemos muy buena relación entre nosotros. Nos apoyamos mutuamente. Es una tripulación divertida y motivada. Hasta ahora, no nos hemos repartido las funciones.

No creo que sea este equipo del entrenamiento básico el que vuele junto a la estación espacial. Volaremos con otros astronautas. Entonces, sí surgirá la distribución de papeles.

Tener un médico a bordo siempre es una ventaja...

Sobre todo para las misiones más largas y lejanas, por supuesto que es útil tener experiencia médica. Pero no creo que la selección esté diseñada para que un médico tenga que estar presente en todas partes. Eso no sería posible.

Pero, por supuesto, es una ventaja poder estar allí como médico. Es algo que puede ayudar en la selección de una tripulación para una misión.

Eres el segundo astronauta suizo después de Claude Nicollier. Ustedes dos ya se conocen. ¿Cómo ocurrió ese encuentro?



Era un ídolo ya desde mi infancia. Durante el proceso de selección, me puse en contacto con él por correo electrónico y me respondió muy amablemente. Me propuso que habláramos por teléfono si superaba la primera fase.

Después de eso, seguimos en contacto y se preocupó mucho por mí, también me ayudó un poco con la preparación.

Y cuando estaba claro que lo había conseguido, me propuso reunirme con él una vez. Fue un momento inolvidable para mí.

Por último, una pregunta más que hemos dejado que la haga ChatGPT. La IA quiere saber qué piensas de los vuelos espaciales privados.

Los vuelos espaciales privados tienen dos caras. Por un lado, es bueno que el mayor número posible de personas pueda ver la Tierra desde arriba. Cuando la gente tiene una visión de conjunto de la Tierra, se produce un efecto que, al parecer, cambia un poco la forma de pensar.

Y espero que si los ricos y las personas importantes experimentan también ese efecto, entonces quizás algo podría cambiar en sus acciones. Sin duda sería un buen efecto.

La desventaja es, por supuesto, el aspecto ecológico. Hay que encontrar la manera de que el turismo espacial sea sostenible y ecológico.

Comments


Cronos

Noticias a tiempo

bottom of page